Entrevista a Randi Damgaard

Tras el paréntesis veraniego, ya está ‘Velas y vikingos’ dando guerra otra vez por estos mundos digitales. En esta nueva temporada, que avanzo que traerá temas muy interesantes, el blog llega con dos novedades bajo el ordenador. La primera, se reduce la frecuencia de posts y habrá uno a la semana. Pero en segundo lugar, y en contrapartida, quiero abrir una ventana para que conozcáis Dinamarca de la mano de sus habitantes o de personas que tengan relación con este país. Por eso habrá semanas en las que publicaré un artículo y una entrevista, para que no os sepa a poco vuestra ración de cultura danesa.

A las puertas de una vuelta al cole tan atípica en España, me ha parecido oportuno inaugurar este ciclo de entrevistas con una profesora danesa que lleva meses dando clases en plena época coronavírica. Os presento a Randi Damgaard Pedersen, que ha sido maestra de mis hijas durante dos años y en este curso escolar lo seguirá siendo de mi hija pequeña. Randi es una educadora danesa con mucho carácter y sentido del humor que lleva trece años ejerciendo como docente. En el International School Ikast-Brande, un centro privado, es la responsable de Early Years, el equivalente al ciclo infantil español con niños de 3 a 5-6 años.

Randi Damgaard en el patio de los alumnos más pequeños del International School Ikast-Brande.

SER DOCENTE EN LA ERA DE LA COVID-19

Dinamarca fue el primer país europeo en volver a los colegios en abril, en plena pandemia. ¿Cómo fue tu experiencia en estos meses?

Cuando nos dijeron que volvíamos al trabajo, creo que la mayoría de los profesores del país estábamos preocupados. Por un lado por la seguridad de los estudiantes y la de los docentes, pero también por ver cómo sería posible regresar con todas las restricciones impuestas por el Gobierno.

Sin embargo, el regreso a las aulas se convirtió en una experiencia positiva. Ver lo felices que estaban los niños al volver al colegio y presenciar lo rápido que se adaptaban a la nueva situación hizo que nuestras preocupaciones pareciesen absurdas.

Eres profesora de niños muy pequeños que, por su edad, es normal que olviden mantener la distancia de seguridad. ¿Cómo fue la actitud de los profesores ante esta medida? Porque parece contra natura no poder tocarles…

En Early Years tuvimos la suerte de que las normas de distancia social no se aplicaban de la misma manera que en niños más mayores. Los pequeños podían socializar y estar en contacto, dentro de sus propias burbujas en la escuela, y los profesores les abrazábamos y confortábamos de la misma manera que antes del coronavirus. Considero que puede ser peor que la pandemia de la que estamos protegiéndole decir a un niño que puede ser peligroso estar en contacto con sus amigos y ver que sus profesores no pueden abrazarles. Esto sí que puede causar un daño a largo plazo.

Imagino que el miedo a enfermar estaba presente en vuestro día a día….

Nunca me sentí insegura o preocupada por contraer la Covid-19 cuando regresamos a las aulas. Mi mayor preocupación era la seguridad de los niños y de los profesores, pero también saber que un simple resfriado me impediría ir a trabajar, porque en esos meses Dinamarca sólo hacía tests de corona a las personas con síntomas graves.

¿Qué medidas te parecieron acertadas y cuáles crees que se podrían mejorar?

Es difícil juzgar lo que se podría haber hecho mejor. En esta situación tenemos que confiar en que lo que nos dicen las autoridades es lo que tenemos que hacer. En general creo que el Gobierno danés ha manejado esta situación muy bien.

¿Qué enseñanzas sacas tras haber sido profesora en unas circunstancias tan exigentes?

Que todos somos capaces de mucho más de lo que creemos. En la escuela tenemos un equipo increíble que realmente ha permanecido muy unido, y han trabajado muy duro para estar seguros de cumplir con todos los requerimientos. También me ha sorprendido positivamente ver el efecto que tiene en los niños contar con menos juguetes en clase. Los alumnos han estado más comprometidos y creativos en sus juegos al haber menos material para distraerles, y han utilizado su imaginación para multiplicar las funciones de los juguetes que ya tenían.

Tras el parón del verano, en Dinamarca los estudiantes regresaron a clase la semana del 10 de agosto. ¿Ha sido una vuelta diferente a la de otros años?

No hemos podido realizar nuestra asamblea de bienvenida como otros años, ya que los padres siguen sin poder entrar al colegio y los alumnos de los diferentes cursos todavía no se pueden mezclar. Como aspecto positivo, estamos disfrutando de casi toda la jornada escolar en el exterior, al aire libre, y tenemos que lidiar con nuevas formas de enseñanza. Así que nos hemos visto forzados a salir de nuestra zona de confort y repensar la manera en la que enseñamos.

En España las clases comienzan la semana que viene, tras una ausencia de seis meses. Desde tu experiencia trabajando desde abril, ¿qué dirías a los padres y a los profesores?

Que den tiempo a los niños para habituarse nuevamente al colegio, y que confíen en que los profesores van a trabajar muy duro para que los niños estén seguros.

Los niños mayores de 6 años tendrán que llevar mascarilla en clase en muchos colegios. ¿Qué te parece esta medida?

La expresión facial es muy importante en nuestras interacciones con el resto de la gente, y personalmente me costaría no poder ver ni leer las caras de los niños. Además, sospecho que los alumnos también encontrarán muy duro no poder leer los rostros de sus profesores.

En un escenario pesimista, si empeorase la situación del coronavirus a nivel global y fuese necesario un nuevo confinamiento, ¿cómo crees que afectaría al estado emocional y al desarrollo académico de los alumnos?

Creo que el desarrollo académico es el factor menos importante en ese escenario. La preocupación debería centrarse en el bienestar general y en el desarrollo emocional y físico de los niños. En un confinamiento se espera que los padres cumplan con sus obligaciones profesionales además de ejercer como maestros de sus hijos, algo realmente difícil. En Dinamarca tuvimos la suerte de poder salir en todo momento a la calle, pero en otros países fueron menos afortunados. Sin ser psicóloga, me preocupan las repercusiones que esto pueda tener en los niños.

La profesora, impartiendo clase en el patio.

LA ENSEÑANZA EN DINAMARCA

Pasemos ahora a hablar de la educación en general. ¿Cuáles son los valores que cimentan la educación en Dinamarca?

La libertad y la confianza que se deposita en los niños es lo primero que se me viene a la cabeza cuando pienso en los valores educativos de Dinamarca. A los niños no se les enseña qué pensar, sino a pensar por sí mismos.

Leí que durante años en las escuelas se ha enseñado la Ley de Jante, en la que ningún niño es mejor que los demás, todos son iguales. ¿Sigue habiendo esta percepción? Y en caso afirmativo, ¿no se pierde con esto potenciar las habilidades y la ambición de cada alumno?

La ley de Jante no es algo que se enseña, pero sin embargo ha estado profundamente enraizada en la sociedad danesa durante muchos años. La igualdad es la base del sistema danés. La igualdad en el acceso a la sanidad y la igualdad en el acceso a la educación son algunos de los motivos que me hacen sentirme orgullosa de ser danesa. Sin embargo, podríamos ser mejores celebrando el éxito de otras personas.

Desde tu infancia hasta ahora, ¿ha cambiado mucho la educación en los colegios?

¡Ahora las jornadas escolares se han alargado y el respeto a los profesores ha disminuido!

Cuando llegué a Dinamarca me llamó mucho la atención la gran cantidad de tiempo que pasan los niños pequeños en el patio del colegio. ¿Cuáles son los motivos?

Creemos firmemente que el aire fresco es saludable, sin importar qué tiempo haga. Desde que nacen, los niños duermen en el cochecito a la intemperie incluso si nieva o se está a menos de 0 grados. Vivimos según el dicho de que “No existe el mal tiempo, sólo la ropa incorrecta”.

Otro punto que me sorprende es el buen nivel de inglés de los daneses, a pesar de que empiezan a estudiarlo relativamente tarde (a partir de los seis años).

Los niños empiezan a aprender inglés en 1º de Primaria y alemán en 5º, lo que es importante cuando vives en un país con un idioma que nadie más habla. Estamos obligados a aprender otras lenguas. Además en Dinamarca los niños ven la televisión en inglés, con subtítulos en danés, e interactúan online con niños de otros países. Creo que el inglés es relativamente fácil de aprender para nosotros, porque muchas palabras son similares y la gramática también. Aprender español es más complicado, porque la construcción de las frases y la gramática es muy diferente.

Para terminar, Randi, dime cuáles son, a tu juicio, los puntos fuertes y los puntos débiles de la educación en Dinamarca.

Estoy convencida de que la libertad y la confianza en los estudiantes son algunas de las fortalezas del sistema escolar danés. Por otra parte, la ausencia de disciplina y el respeto a los profesores, tanto de padres como de alumnos, es una de sus principales debilidades.

Mis hijas son muy afortunadas de tener a Randi como profesora.

17 Comentarios

  1. Me ha encantado Michelle, tenemos mucha suerte de tenerla como profesora de nuestras peques. Me parece un entrevista que puede tranquilizar a los padres en España que ahora mismo tienen miedo al cambio. Enhorabuena por el post.

    Me gusta

  2. Excelente post! Qué interesante todo. Me ha llamado la atención lo de los puntos débiles que señaló Randi de la educación Danesa, sin duda alguna el respeto es fundamental, y jamás hubiese pensado que esto fuese un punto débil acá. Felicitaciones por el post! Acá seguimos.

    Me gusta

  3. Gracias michel por la entrevista , me ha gustado mucho como ejemplo que podriamos seguir aqui . Somos afortunados del buen tiempo y eso se podria haber aprovechado para dar clases al aire libre en vez de no darlas al igual que se puedo salir a las terrazas de los bares. Es algo que nunca entenderé de las medidas que se tomaron en España. Feliz Septiembre!

    Me gusta

    1. ¡Gracias, Sofía! Cuando vivía en Pamplona yo también tenía la mentalidad de que si llovía mucho o no hacía buen día mejor en casa. ¡Aquí es todo lo contrario! Coincido contigo, la primavera hubiese sido una época muy buena para impartir clases al aire libre…

      Me gusta

  4. Interesante post, y muy oportuno!!

    Ya podrían escuchar más consejos de este estilo nuestros políticos, que me parece que poco están pensando en los niños y la conciliación familiar…

    Me gusta

  5. Michelle, Me ha encantado el post. Muy oportuno justo en el momento de la vuelta al cole. Ver la foto de la clase bajo la lluvia me ha traído unos recuerdos increíbles de Dk. Pero en Pamplona en cuando cae una gota de lluvia corremos para resguardarnos, imposible cambiar esa reacción que la llevamos aprendida desde peques. Me encanta el enfoque de la entrevista. Tenía ganas de volver a leerte. Ánimo con la nieva temporada de VyV. Te seguiré con ganas. Ahora que estamos lejos, me encantará seguir tus news.

    Enhorabuena y ánimo.

    Me gusta

  6. Ole por tu entrada y por los daneses que están procediendo tan adecuadamente con la pandemia. Aquí ya los rebrotes son preocupantes, y eso que aún no se ha realizado la vuelta al cole. Hay mucha incertidumbre en general sobre cómo resultará la vuelta a las aulas. A ver si cuando empiecen los pequeños el curso, no regresamos a lo ya vivido en marzo.
    ¡Tu reanudación con el blog es muy esperada! Well done!!

    Me gusta

  7. Rezuma sentido común por los cuatro costados, qué maravilla todo. Mucho más racional que lo que se ve por estos lares. La frase del mal tiempo me ha llegado! Me la aplicaré cuando aquí haga mal tiempo que es casi siempre. Besos!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s